miércoles, junio 27, 2007

La pataleta

Si fuera una niña pequeña, me pondría a llorar a gritos, tirada en el suelo para que mi mamá viniera y me abrazara...
Creo que a esta hora están todos viendo el partido de Chile con... con no sé quién, y yo estoy aquí sentada frente a la pantalla pensado en qué puedo escribir. Debería estar estudiando... pero al diablo. No quiero más lingüística ni latín ni filosofía ni currículum... Debería estar haciendo reposo, porque tengo un virus terrible. Debería estar llamándote para pedirte disculpas. Pero no quiero nada.

Antes, en mi etapa de dramatismo nostálgico, recordaba y me atormentaba con causas perdidas. En realidad, con una causa perdida. Sonará un poco masoquista, pero me gustaba. Pensaba, pensaba mucho, aprovechaba cada instante para pensar, pensar y pensar, pensar en ella y en mí. Mientras caminaba pensaba en encontrarla. Pensaba en lo que me había equivocado, en lo que ella me dañó, en lo felices que podríamos haber sido juntas, en cuánto la amé. Ahora, ya abandoné mis sentimientos en el olvido y en los recuerdos. Ordené las causas y vi las consecuencias. En fin, simplemente pasó el tiempo. Ya no la amo, ya no la odio... sólo la recuerdo.

Después de pasar una etapa, digamos, melancólica, de mucha frustración y de profunda desilución, era inevitable que todo cambiara. No puedo sentir aquel delirio ilusorio, no puedo entregarme totalmente, no puedo aceptar ni comprender sin condiciones ni promesas, no puedo sentir como antes, no puede maravillarme todo, no puedo... y no sabes cómo me duele.
Es dificil aceptarme así, si a mí me cuesta, me imagino cómo es para otra persona. Pero ¿acaso es muy dificil comprender que ya no puedo...?


2 Comentarios:

Anonymous Angelique dijo...

Es verdad, yo actualmente tengo miedo de las huellas que me están dejando algunos actos recientes no tan bien hechos en mi vida...

pero, bueno, en mi caso estoy tratando de que las consecuencias me hagan crecer como persona y no empeorarme... la transformación es inevitable, mas trato de encauzarla un poco, buscando y buscando...

Ánimo, quizá trata de pensar más en el presente, qué más da, lo pasado ya no se puede modificar, pero tú eliges qué hacer con tu tiempo actual...

La pataleta tenía su efecto inmediato :D pero ahora es mejor buscar soluciones que duren más o sean más permanentes, y te otorguen más alegría...

jejeje aunque siempre hay maneras de darse su gusto patalético, acorde a nuestra edad, tampoco creo que sea malo de vez en cuando, si no afectas a nadie :P

Saludos!!

junio 28, 2007 1:33 a. m.  
Blogger Amaru dijo...

Aquí estoy frente a la caja boba-inteligente con cara de bobo-inteligente(?) y sorprendido. Ya no sé ni que decir.

junio 28, 2007 3:00 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal